• San Juan de Lurigancho - Lima - Perú

Noticias >> Magaly Vera

Maratonistas andinas escriben su historia con los pies

Mañana domingo 05 de agosto nuestras tres maratonistas peruanas participaran en los Juegos de Londres 2012, y darán la gran sorpresa. Estoy convencida de ello. Justo conversaba con algunos amigos míos y lo curioso es que no sabían quién era Gladys Tejeda. Algunos solo la recordaron porque llevo la Bandera encabezando la delegación peruana. Algo que mencionaron y que no olvido, fue que estaban seguros que no lograrían nada; debido a que no contaron con la preparación de los otros participantes. Si pues ¿Cómo osar comparar su preparación con la de los americanos o chinos? Y están en lo cierto. Pero, la historia de los deportistas está plagada de anécdotas. Como olvidar el caso del afroamericano Jesse Owens. Si, aunque no lo crean, hubo una época en donde los afros no ganaban ninguna medalla en maraton. Y Owens fue la excepción a la regla. Ganó la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de 1936, en Alemania, con Hitler presente. Le restregó en su cara que las “razas no alemanas” si podían ganar. Otro caso de atletas que rompen las reglas, fue el de Abebe Bikila, un atleta etíope, acostumbrado a correr en los campos sin zapato. Y es que así como se corre en los campos y ganó así, descalzo en Juegos Olímpicos de Roma en 1960.

Mis amigos tienen razón cuando indican que no han tenido las ventajas de las deportistas de otros países. Pero el coraje, la fortaleza, disciplina y perseverancia de mis paisanas, en verdad supera la de cualquier atleta del extranjero. En eso si les llevamos ventaja.
 
¿Dónde practican estas gacelas andinas?
En su tierra natal o en la adoptada. Inés Melchor fue fichada por la Federación Peruana del Deporte el 2000, y Gladys recién el 2010; y desde entonces han traído varias preseas. Y quizás como dicen, no hayan tenido las zapatillas de marca; quizás no hayan tenido en sus inicios el entrenador de a diario que les toma el tiempo, los pesa y da una dieta balanceada. Pero son andinas, esa es una gran ventaja ¿Por qué? Pues la comida en la sierra es balanceada. No hay tanta chatarra como en otras zonas. Los cereales y demás alimentos no son transgénicos. Y a falta de entrenador, pues esta la disciplina andina: levantarse cuando canta el gallo es el mejor reloj. Un despertar andino es mágico: todas las aves hacen un concierto sinfónico espléndido y la aurora con el shulli, no pueden dar mejor escenario. Y no necesitan quien los esté alertando para el peso, son disciplinadas. Y practican a más de 3500 msnm. En la Sierra hay menos oxigeno es por eso que sus pulmones tienen mayor capacidad al soporte y si han logrado domesticar ese clima terrible, nada las detiene.
 
No es casual que las tres sean de la sierra, mujeres de carácter recio y terco como siempre nos dicen a los serranos. Son mis verdaderas cholas de acero inoxidable -como diria Tulio Loza. No les deseo suerte, ya que la suerte no existe. Demostraran lo que mejor saben hacer: correr frente a la adversidad.

Aquí sus historias que no me contradicen:

Inés Melchor Huiza (Huancavelica, 26 años)
Nació un 30 de agosto de 1986, en Huancavelica. Su familia tuvo que adoptar Huancayo como su nueva ciudad, debido al terrorismo que los alejo de Acobambilla. Logro sin entrenador varias medallas hasta que es fichada por la Liga deportiva de Huancayo y luego por la Federación deportiva peruana de Atletismo. De ahí su carrera ha ido en ascenso.
Actualmente estudia medicina humana en la universidad Peruana de los Andes.
 
 
Wilma Arizapana Yucra (Puno, 30 años)
Nació un 1 de Octubre de 1982 en Chupa, Azángaro. Siempre apostó por el deporte, más no su familia pese a haber ganado varias competencias escolares. Por eso ingresó a la Facultad de enfermería en la Universidad Nacional del Altiplano, carrera que dejaria para dedicarse conjuntamente con su esposo y entrenador  Miguel Mamani Quispe, al deporte de sus amores. Ni los tres hijos ni el desprecio inicial del Centro Maratón de Huancayo ni de la Federación Nacional de Atletismo, la amilanaron. Logró inscribirse por medios propios en la Maraton de Holanda, desembolsando para ello la suma de 90 dólares. Nadie apostaba por ella, pero logró el record de 2 horas, 34 minutos y 8 segundos, convirtiéndola en la única Sudamericana que esta entre los diez primeros puestos, no es poca cosa. Y con ello consiguio su ingreso directo a los Juegos Olímpicos de Londres 2012.

Gladys Tejeda Pucuhuaranga (Huancayo, 26 años)
Nació un 30 de setiembre de 1985. Primera vez que le hacen un reportaje a esta mujer que ya había ganado docenas de medallas en el Perú. Recién el 2010 es fichada por la Federación Peruana del Deporte y recién sale al extranjero y regresa llena de medallas. Su odisea se ve en el reportaje que le hace Panamericana Televisión. Su historia es la más sublime que he oído: Cuenta Gladys que solía correr 1 kilómetro todas las mañanas, pasteando sus animales. Ojo su rutina diaria empieza a las 5:30 a.m. pese a las inclemencias del tiempo. También cuenta que no tenía zapatillas así que corría con las de su vecina que le quedaba grande. Un dato curioso, es que siempre que veía las Olimpiadas en la televisión, se sorprendía de no ver peruanos ahí. Asi que esa fue la meta que se trazo y que no se truncó pese a la muerte de su padre. En la Maratón Seúl-Corea del Sur, logra la marca “A” y con ello aseguro su participación en los Juegos Olímpicos Londres 2012.

Así que yo sigo tercamente confiando en estas tres mujeres, que –repito: Correrán contra la adversidad

Publicaciones AnterioresVer todo